Pide Iglesia de Monterrey imitar a la Virgen de Guadalupe

El Arzobispo dijo también que este día dedicado a la Guadalupana es una fiesta que une de manera especial a todos los mexicanos

“Uno de los mejores regalos que como hijos podemos dar a nuestra Madre es el compromiso de hacer el bien, de vivir al máximo las obras de misericordia y no quedarnos en una bonita celebración pasajera, sino que continuemos diariamente en la práctica de la caridad”, comentó ante los medios.

“La verdadera devoción a la Virgen de Guadalupe no debe limitarse a sólo visitarla y orar, algo siempre loable y significativo, sino que debemos ir más allá y procurar imitar las virtudes en la que la Virgen nos da ejemplo constante: el servicio, la solidaridad y la entrega”.

El Arzobispo dijo también que este día dedicado a la Guadalupana es una fiesta que une de manera especial a todos los mexicanos.

“Esta celebración debe ser motivada principalmente por nuestra gratitud a Dios por el privilegio que ha concedido a nuestra Nación, al permitir que tengamos, desde 1531, la imagen de su Madre Santísima estampada en la humilde tilma del indio San Juan Diego”.

LUSTRO PASTORAL

A cinco años de iniciar su ministerio pastoral en la Arquidiócesis de Monterrey, que cumplió el 5 de diciembre, Cabrera López compartió sus reflexiones acerca de este aniversario.

“Que sepan los fieles de Monterrey, de nuestra Arquidiócesis, que estoy siempre contento de servirles, que sé que tengo aquí mi tarea principal”, dijo.

El Arzobispo aprovechó para llamar al respeto entre personas de diferentes credos.

“También quiero pedirles a los que no son católicos o a los que ya se han decepcionado de su religión a que tratemos de mirarnos todos con respeto y amabilidad”, expresó.

“Estoy también siempre dispuesto a colaborar con el consejo interreligioso dando lo mejor de mí mismo en el respeto y en el trabajo en común”.

ASÍ LO DIJO…

“La verdadera devoción a la Virgen de Guadalupe no debe limitarse a sólo visitarla y orar, algo siempre loable y significativo, sino que debemos ir más allá y procurar imitar las virtudes en la que la Virgen nos da ejemplo constante: el servicio, la solidaridad y la entrega”, Rogelio Cabrera López, Arzobispo de Monterrey.

 

Fuente: Zocalo

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*